En el mes dedicado especialmente a la Virgen y a las Madres, los Hermanos de Jesús ofrecimos nuestra celebración del Viernes de Jesús Nazareno por ellas, por la del cielo y las de la tierra. D. Jesús Delgado Granados, SDB, ofició la Santa Misa que aplicamos por NH Rosa Escribano Cabrera, recientemente fallecida.

Toda la celebración giró en torno a la figura de las madres, la Virgen y la de cada uno, por lo que algunas participaron en la liturgia y con todas las presentes, y también con las ausentes, compartimos una oración y les entregamos una flor en agradecimiento a su amor inabarcable e inacabable para con sus hijos. ¡Benditas sean por siempre!