Si bien durante el tiempo de confinamiento el contacto entre los componentes de la Junta de Gobierno ha sido frecuente a través de las redes sociales, mañana lunes se va a celebrar la primera reunión presencial de la misma, eso sí, como es de obligado cumplimiento, tomando las medidas higiénico-sanitarias en vigor. Por esa misma razón, dicha reunión tendrá lugar en la Casa de Hermandad ya que es más amplia que la sala capitular de la que dispone nuestra Hermandad en el Santo Hospital.

Se da, así, un paso más para ir retomando el trabajo habitual y las actividades que teníamos programadas desde el año pasado. En este sentido, el Orden del Día contempla, entre otros puntos, la convocatoria del Cabildo General Anual Ordinario que no se pudo celebrar en abril pasado y que se desarrollará en el Viernes de Jesús del 31 de julio. Con referencia a esto, se votará la propuesta de prorrogar hasta noviembre de 2021 el «mandato» del Hermano Mayor actual dado que no se ha podido celebrar ninguno de los actos en los que su figura adquiere principal protagonismo. De resultar aprobada dicha propuesta, derivará en la convocatoria de un Cabildo General Extraordinario para que éste refrende o deniegue esa cuestión.

Además, se abordará la preparación del Viernes de Jesús del mes en curso así como de la tradicional rifa del perol; por su parte, las vocalías correspondientes informarán de las gestiones llevadas a cabo durante este tiempo tan especial que vivimos sobre diversos asuntos de su competencia.