El Consejo Diocesano de Laicos ha comenzado recientemente una nueva etapa con la renovación e incorporación de nuevos miembros. En este Consejo, en el que se incluyen representantes de los distintos movimientos laicales de la diócesis así como de los arciprestazgos de la misma, hay una doble presencia pozoalbense: por una parte, Sebastián Galán López en representación del Arciprestazgo Pozoblanco-Villanueva de Córdoba y, por otra, Juan Fernández Fernández, presidente de la Agrupación de Cofradías de Pozoblanco, representando a las Agrupaciones erigidas canónicamente en cada una de las cuatro Vicarías territoriales de la diócesis. Los miembros del Consejo son nombrados por un periodo de cinco años.