Como estaba previsto, la cuadrilla de Hermanos Costaleros realizó, ayer sábado, la “mudá” del paso procesional del Señor desde la cochera donde se guarda hasta la Capilla del Santo Hospital. La lluvia provocó que se retrasara un poco el inicio del ensayo y que el traslado se tuviera que hacer a un ritmo más rápido del normal; no obstante, una vez en la puerta de la Capilla, ya que había dejado de llover, se pudieron repetir varias entradas y salidas con tranquilidad.

Concluido el ensayo, hicieron una oración ante la Bendita Imagen de Jesús Nazareno en la que el vicepresidente de la Hermandad leyó un texto precioso de nuestro paisano José Fernández, “costalero dentro y fuera”, y el capataz les dio las últimas instrucciones con vistas al Martes Santo, haciendo una mención especial a los costaleros que por motivos de salud sobrevenidos durante la temporada de ensayos, finalmente no podrán salir bajo las trabajaderas. La foto de familia puso punto y seguido a una jornada que terminó en la Casa de Hermandad compartiendo con mujeres, madres, hijos, novias, Hermana Mayor y Junta de Gobierno tertulia y comida. Aquí tienen un amplio reportaje fotográfico de este día.