El pasado sábado, algunos miembros de la Hermandad visitamos en Burgos a la Hermana Tadea, paisana nuestra y que estuviera destinada en la Casa nazarena de Pozoblanco hasta hace unos quince años que marchó a la ciudad castellana, concretamente a la Residencia Sacerdotal San Francisco de Sales.

Para nosotros fue una alegría verla y para ella toda una sorpresa que unos paisanos se acercaran a saludarla. Recordamos con ella las noches de ensayo de los primeros años de la cuadrilla de Hermanos Costaleros en las que nos esperaba pacientemente hasta altas horas para cerrar la Capilla una vez que dejábamos el “paso” dentro y, cómo no, hablamos de Pozoblanco, de su querida familia, de las Hermanas que estuvieron con ella aquí y nos dio recuerdos para toda la Hermandad.

¡COMPARTE!

Comparte!:

Dejar un Comentario