<<DÉJAME, MADRE, QUE CUENTE LO QUE DE NIÑO APRENDÍ…>>

Tiene por título <<Cofradía de Nuestra Señora de Luna de la villa de Pozoblanco>>  Se rige por unas Constituciones aprobadas por el Obispo de Córdoba, Fray Ceferino González, el día 5 de junio de 1877. Otro Obispo natural de Pozoblanco, Monseñor José Proceso Pozuelo y Herrero, modificó en 1913 parte de aquéllas. Sus mandos son: un Capitán, un Alférez Abanderado, un Sargento, un Cabo de Filas, un Cabo de Retaguardia, un Ordenanza, y un Capellán. La Junta Directiva está formada, además, por ocho vocales designados por votación entre los Cofrades.

Por una Real Orden de Fernando VII se le concedió el privilegio de usar armas, cuyo objeto es hacer salvas en honor a la Virgen de Luna en lugares señalados. De ahí que su uniforme sea de corte militar.

Manuel Marín, Alférez Abanderado de la Cofradía de la Virgen de Luna, acompañado del Tamborilero y su Tambor, descendiente de la familia Cardador, heredero generacional de esta Tradición secular y familiar, contaban ayer a los Ancianos de Jesús Nazareno éstos y otros datos históricos y algunas curiosidades referidas a la Virgen de Luna y a la fiesta que Pozoblanco celebra en su honor: reinando la armonía y la convivencia en el entorno natural de La Jara. Todos les preguntaban y ellos les repondieron incansables, dando todos muestras de su Devoción y Amor a nuestra Virgen de Luna. Como recuerdo de su visita al Santo Hospital los Ancianos les regalaron un diploma en forma de Bellota, que agradecieron mucho diciéndoles que lo iban a enmarcar para colgarlo en su Casa de Hermandad. Gracias, de verdad.

Te pedimos la Paz, Virgen de Luna.

¡COMPARTE!

Comparte!:

Dejar un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.