Miércoles de Ceniza EL RITO DE LA CENIZA. INICIO DE LA CUARESMA.

Cuando se apagan los Carnavales, empieza la Cuaresma con el “Miércoles de Ceniza”: limosna, oración y ayuno, en el itinerario hacia la Pascua.

Dijo JESÚS a sus discípulos:

<< Cuidad de no practicar vuestra justicia delante de los hombres para ser vistos por ellos, de lo contrario, no tendréis recompensa de vuestro Padre celestial. Por tanto, cuando hagas limosna, no vayas tocando la trompeta por delante como hacen los hipócritas en las sinagogas y por las calles, con el fin de ser honrados por los hombres; os aseguro que ya han recibido su paga. Tú, en cambio, cuando hagas limosna, que no sepa tu mano izquierda lo que hace tu derecha; así tu limosna quedará en secreto, y tu Padre, que ve en lo secreto, te lo pagará. Cuando recéis, no seáis como los hipócritas a quienes les gusta rezar de pie en las sinagogas y en las esquinas de las plazas para que los vea la gente. Os aseguro que ya han recibido su paga. Tú, cuando vayas a rezar, entra en tu aposento, cierra la puerta y reza a tu Padre, que está en lo escondido, y tu Padre, que ve en lo escondido, te lo pagará. Cuando ayunéis, no andéis cabizbajos, como los hipócritas, que desfiguran su cara para hacer ver a la gente que ayunan. Os aseguro que ya han recibido su paga. Tú, en cambio, cuando ayunes, perfúmate la cabeza y lávate la cara, para que tu ayuno lo note, no la gente, sino tu Padre, que está en lo escondido; y tu Padre, que ve en lo escondido, te recompensará>>

Esta tarde hemos interiorizado estas palabras de JESÚS. ¿Por qué no? La tarde gris de este miércoles de ceniza invitaba al recogimiento en compañía, y, sin embargo, íntimo, de este Grupo de personas mayores que atesoran, cada una de ellas, experiencias vividas a lo largo de sus muchos años.

¡Qué la limosna nos ayude a no ambicionar riquezas. La oración nos enseñe a poner en Ti nuestra vida y nuestra esperanza. El ayuno nos demuestre que no sólo se vive de pan, sino de la Palabra que cada día nos ofreces en tu Evangelio!

Hemos iniciado el camino hacia la Pascua.

¡COMPARTE!

Comparte!:

Dejar un Comentario