El pasado jueves, día 29, algunos miembros de la Junta de Gobierno, con el presidente a la cabeza, se dieron cita en la Casa de Hermandad para hacer entrega al ganador, Rafael Carrasco Álamo, del premio que le había correspondido en la tradicional rifa del perol que cada año regala nuestra Hermandad. Lo recibió muy agradecido como nosotros también le agradecimos que quisiera colaborar adquiriendo las papeletas que le dieron la suerte, gratitud que reiteramos para todas y cada una de las personas que las compraron y que las vendieron ayudando, de esta forma, al sostenimiento económico de la Hermandad. Les dejamos algunas fotos de este sencillo acto.